Giambattista Valli  es sin duda una de las colecciones que más me han gustado está inspirada en las mujeres de los años 50, una década que me encanta en ropa de mujer ya que en ella se muestra a esa mujer femenina, dulce, delicada pero a la vez con ese punto fuerte. Utiliza el tul , estampados y el toque nude para endulcorar su colección, aunque predomina el blanco y negro, donde las modelos son bailarinas de ballet góticas ya que aunque su vestuario es fino y delicado lo rompen con su manera de llevar el cabello, emulando salir de un bosque ya que lo adornaban con motivos florales.

Anuncios